Biografia

Nace en Plasencia, Cáceres (España), el 12 de Mayo de 1930.

Estudia Derecho en las Universidades de Santiago de Compostela y Salamanca.

Desde 1961 a 1963 trabaja de Canciller en el Consulado General de España en Amsterdam

                                                                                                                                                                

(Holanda), estudia la obra de Rembrandt y de Van Ghog. Mantiene contacto con el Grupo Cobra,

 

en especial con Karel Appel.

En 1964 viaja a Italia y Francia y conoce la obra de Burri en Milán, y de Antoni Tapies en Cannes.

En 1965 inicia sus estudios de Filosofía y Letras especializándose en Arte, en la Universidad de La Laguna (Tenerife),

contacta con Manolo Millares y con el crítico de arte Whesterdal.

En 1971 se traslada a Estados Unidos de América. Reside en Miami Beach y en Washington D.C. Funda la Galería

de Arte "Washington World" en George Town. Es pintor de la Galería Tower House de Miami Beach y de la Selected Artist

Galleries de Kurt von Schusching en New York.


Desde 1974 a 1976 reside en San Juan de Puerto Rico, Caracas y Santiado de Chile.

En 1977 reside nuevamente en Miami Beach.

En 1979 se traslada a Río de Janeiro (Brasil) hasta 1999, formando parte de la afamada "Escuela de Río".

En 1991 en un viaje a Barcelona conoce a Antoni Tapies en la "Galería Taché" y queda nuevamente entusiasmado por su obra. 

En el año 2000 regresa a Europa y se establece en Ginebra y Niza.

En el año 2003 se establece en Plasencia (Cáceres) hasta la actualidad.

 
La crítica

    "Una visión cósmica del laberinto universal"  Jorge Amado (Novelista). San Salvador de Bahía (Brasil)
   "Alonso habla un lenguaje universal pleno de misterio"  Alice Martin. The Daily News
    "La obra de Alonso es el resultado de una destacada y compleja herencia hispánica"  Terry Johnson King. Miami News



El artista

El artista necesita especialmente desarrollar el instinto de expansión, de manifestación. Esta posesión de una vida propia, aparte y secreta, va de sorpresa en sorpresa. La vida parece consistir en un formidable afán lírico, en una indomable voluntad de expresarse. Recordando a Ortega, podríamos decir que la obra de un artista es la huella profunda que otra vida humana ha dejado. Una fraterna conmoción a un tiempo deleitosa y dolorida. El trabajo es una constante búsqueda. La tierra, el agua, el aire recobrando su poder.

Materia, color y signos son parte de esta obsesión de encontrar en la obra equilibrio y fuerza. Y es que la obra de un artista tiene los mismo ímpetus originarios de la existencia personal: la curiosidad, la imaginación, la confianza en sí mismo, el afán de gozar y triunfar. Estos deseos, esos ímpetus, serían la base de una posible existencia superior que, desarrollada, podría refinar las almas de los que vivimos.

  Aloso Alonso

 
La pintura de Alonso Alonso en su equilibrio actual

...En el caso de Alonso Alonso esa calidad resplandece en su factura suelta y sin insistencia, en su manera especialísima de obtener por esgrafiado el contorno o el rayado interior de algunas de sus figuras, en sus superposiciones cromáticas agilísimas; en su composición rítmica y en su sistema ultracivilizado de abordar los colores más fluyentes y ricos.

   In Alonso Alonso case that quality shine forth in his loose, audacious style, in this very special manner of achieving though the use of graffito, the contour of striped interior of some of his figures, in this most agile chromatic superpositions, in his rhythmic composition and in his ultracivilized system of softening the richest and most fluid colors.

    The aforementioned in the previous paragraph, is proof of technical quality, but what is important is that command of his trade does not constitute for Alonso Alonso an end  in itself but rather a medium to create an open world of his own pondered and serene, a faithful image of his personality and joy of living, full of tenderness and distinction.

 

Carlos Arean, Director del museo de Arte Contemporáneo de Madrid